Para que una reunión de negocios en la que nuestro objetivo es cerrar una negociación sea completamente exitosa, es importante escoger el vino correcto.

Te comparto mis consejos para escoger el vino en una reunión de negocios en un restaurante o si decides llevar el vino personalmente:

  • Escoger un vino que no sea tan barato ni carísimo, recomiendo un rango de precio entre $35 y $70 máximo.
  • Selecciona una etiqueta de vino que sea exclusiva del restaurante o de la tienda especializada, así sorprenderás a tu cliente con algo único.
  • Escoge vinos que no necesiten mucho tiempo decantarlos. Hay vinos con envejecimiento en barrica que se pueden consumir sin esperar una hora en el decantador. Preferiblemente vinos que hayan sido envejecidos entre 8 y 12 meses en barrica de madera, esto se lo puedes consultar al mesero o a un asesor de ventas.
  • No escojas el vino de la casa ni el vino por copeo, a menos, que el restaurante tenga una lista de vinos por copa Premium.
  • Nunca escojas Champagne si aún no has cerrado la negociación. Si al inicio de la reunión el cliente dice: “Hay que celebrar” te da luz verde para pedir el vino espumoso porque el cliente ya da por sentado que ha cerrado el negocio.

Para sorprender aún más a tu cliente sondea con su asistente qué restaurantes frecuenta y qué estilos de vino prefiere. Coordina unos días antes con el restaurante tu reservación, verifica el menú y sobre todo la carta de vinos. Si decides llevar el vino al restaurante, lleva uno que no esté en la carta de vino y que este sea acorde al menú del restaurante.

Por último, a la hora del brindis, sujeta siempre la copa por el tallo, junta el balón de tu copa con el balón de la otra copa, y mira a los ojos de la otra persona.

Éxitos en tu próxima reunión de negocios.